jueves, 18 de diciembre de 2008

Ciencia, Salud y algo de Religión: ¿Sueles ser cínico? Cuida tu corazón

Los Diez Mandamientos


Alguna vez hemos hablado de Ciencia, aquí en Cabezones. La verdad es que viendo el grado de cinismo existente el algunos regidores de esta Ciudad, el último caso, sobre el Rascacielos de la Ronda Barceló, no me he podido resistir, a realizar una excasa y tímida, función social ,desde este humilde Blog.

Y de esta manera velar en la medida de lo posible, por la Salud de nuestros políticos. Como he dicho, ante la desfachatez absoluta en muchas ocasiones de nuesros Regidores, y hasta, las mínimas mentiras. Sí, esas diminutas, que aparentemente no buscan nada ingente en consecuencias, y sin embargo, son las más peligrosas.

Me hizo gracia ver una opinión de un forero, en el foro de Capgros, sobre la noticia "Bassas diu que la situació de Construccions Riera no atura la torre Barceló. La companyia, que ha presentat un concurs de creditors, ha de construir la torre que promou Residencial Aurum".

Aquí, alguna declaración, sobre este tema, del Regidor de Urbanimo. Ramón Bassas:

"Bassas explica que Aurum “són uns inversors que no tenen cap relació amb Construccions Riera, que només els fa de gestors d’aquesta operació”..


No sé, yo hace unos días, realicé unas entradas llamadas, Can Fàbregas: El Truco final. En las mismas, existen muchas consideraciones sobre este tema:


"Un auténtico mago intenta crear algo nuevo, algo que deje desconcertados a todos los espectadores y, a los demás magos."

"Por este hecho, será recordado"

Todo truco de magia, consta de tres actos:

1- La presentacion, 2 - La actuación y 3 - El prestigio.

3 El prestigio: Queda el tercer acto, el truco del mago, el que no se cuenta nunca. El que hace posible, lo imposible, en este caso, que nos creamos que los promotores de Biada y Barceló, son perjudicados cuando el tercer acto, entra en acción

Intentas averiguar el secreto y no puedes. por eso queda el tercer acto:

3 El prestigio:


¿Quién pagará el traslado de Can Fábregas?

Seguir leyendo...

No se, creo vimos con claridad, quienes son, estas empresas, que rondan sobre Can Fàbregas, el C. Inglés, Ronda Barceló, etc. Y qué quieren que les diga, no estoy de acuerdo en lo que afirma, aquí, el Regidor de Urbanismo de la Ciudad. De hecho, no solo hablamos en la entrada que referencio, sobre estas dos empresas, sino, sobre muchas más, que no solo son estas dos,.

Y sus relaciones, actividades, o como, muchas, dell mismo conglomerado, son ya viejas conocidas de esta ciudad, ya que han realizado alguna obra, muy importante, etc. De hecho, como, incluso, alguna del Grupo, tiene en exclusiva, la realización de vivienda social, en catalunya, que cuanto menos, es sorprendente.

Así que, como decía al comienzo, me sorprendió un comentaro de un forero, que se hacía esta reflexión en voz alta:

"Anònim - 16/12/2008 22:15:03: fa molta pudor, si encara no poden ni demanar llicència perquè la tramitació urbanística no s'ha acabat com es que ja se sap el nom de la constructura, si constructora i promotora no tenen res a veure? potser algú ens hauria d'ilustrar sobre les relacions entre totes les parts. inclòs el nebodet que sembla molt interessat, i ben informat, en aquesta operció."


No entro, ni entraré a valorar lo que dice, solo, que al menos, lo que busca en ralación a las empresas, no lo encontrará precisamente, es este foro. Así que "otros", sí que al menos, indagan e intentan saber, conocer, lo que no se dice. Y quien no lo dice, no es que sea su obligación, que yo digo que sí, sino, que están acostumbrados al, copy-paste y al dixit. Ni más, ni menos.

Intentar ver más allá, no es informar. Y ojo, solo hablo de quienes son, a qué se dedican estas empresas, etc. Lo entiendo. No es noticiable, solo, que igual, vas indagando, y cuanto menos, algunas coincidencias, son divertidas, etc.

A este forero, ávido de conocer más, y no encontrar, solo recomendarle, que visite la Web de Salvemcanfàbregas.org y encontrará la información que busca y como no, recomendarle la lectura de la entrada, en cabezones, El Truco final, linkada arriba. Y es que a los magos, si son malos, o el truco se repite mucho, al final, a lo mejor le descubres el truco.

Como decía, en aras de conservar la salud de nuestros regidores, y lo digo muy, muy, muy, en serio, que realizando una función social desde aquí, aconsejo, dejar el cinismo, en el mismo lugar que a veces, se dejan los principios, y la ética, nuestros políticos, y que luego olvidan donde lo dejaron y ya no lo encuentran nunca más, y que lean atentamente el siguiente artículo sobre, Salud y el Cinismo.

De nada, mi intención es ayudar en la medida de mis excasas posibilidades. Con mis mejores deseos, a nuestros políticos locales.

Y como no, con tanto religioso-político en esta ciudad, recordarles, que según San Agustín, son diez los Mandamientos, no nueve, en este caso, claro. En otros, no solo olvidan uno, de los diez...
... ... ...

La desconfianza, el cinismo y el estrés crónico, podrían estar poniendo en riesgo la salud de su corazón.

Según un estudio en Estados Unidos, estos factores psicosociales podrían aumentar los riesgos de padecer enfermedades cardiovasculares.

La desconfianza y el cinismo, dicen los investigadores, están relacionados con la inflamación, y ésta a su vez aumenta los riesgos de enfermedades cardiovasculares. También encontraron que el estrés crónico y la depresión están asociados a niveles más altos de indicadores inflamatorios en la sangre.

"Hace tiempo que se estudian todos los aspectos psicosociales que puedan influir en la enfermedad coronaria", dijo a BBC Ciencia la doctora Mirta Laham, del Instituto de Investigaciones Médicas Alfredo Lanari, en Argentina.
"Y se encontró que la hostilidad es una característica que influye en los riesgos coronarios". "Y se sabe que la hostilidad está relacionada con creencias y actitudes hacia los demás, como el cinismo, el resentimiento y la desconfianza", afirma la autora del libro ""Psicocardiología: abordaje psicológico al paciente cardiaco".

Cinismo

En el estudio realizado por investigadores de la Universidad de Michigan participaron 6.814 hombres y mujeres de entre 45 y 84 años. Los participantes respondieron a un cuestionario que analizaba sus riesgos de estrés crónico o depresión.

El cinismo y la desconfianza se midieron durante una visita posterior. Los científicos tomaron muestras de sangre de los participantes en donde se midieron tres indicadores inflamatorios: fibrinógeno, proteína C reactiva e IL-6.

Los individuos que mostraban niveles más altos de cinismo, mostraron también niveles más altos de los tres indicadores inflamatorios. El estrés crónico fue asociado a niveles más altos de IL-6 y proteína C reactiva.
Y la depresión fue relacionada a niveles más altos de IL-6. Según los científicos, las asociaciones más firmes y consistentes que se observaron tenían que ver con la desconfianza y el cinismo. "Los estudios demuestran que la persona hostil, o cínica y desconfiada, vive en un estado de hipervigilancia permanente", dice la doctora Laham.

"Y este estado promueve una activación fisiológica constante que se asocia al desarrollo de la enfermedad coronaria", afirma la experta.

Emociones

Estudios en el pasado ya han revelado una asociación entre factores psicosociales como el estrés, con las enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, hasta ahora se desconocen las causas.

Lo que se sabe es que la inflamación es un factor importante en el desarrollo de arterosclerosis, un proceso en el que las arterias se endurecen reduciendo el abastecimiento de sangre al corazón. "Se sabe que los factores emocionales impactan sobre el corazón porque la descarga de sustancias como la adrenalina generan arritmia e hipertensión", explica la doctora Laham.

"Y esto provoca que las arterias se vuelvan más rígidas y gruesas", afirma la experta. Según los investigadores, gran parte del aumento en los niveles inflamatorios podría deberse a factores de vida poco saludables, como la obesidad y el tabaquismo.

La gente cínica podría se más proclive a involucrarse en conductas no saludables, y esto, dicen, es lo que podría explicar el mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares. Pero según la doctora Laham, se necesita más evidencia que confirme que una emoción como el cinismo pueda ser un factor determinante de enfermedades cardiovasculares.

"Se ha demostrado que emociones como la ira, la depresión y la ansiedad provocan disfunción en la actividad coronaria, pero el cinismo es más subjetivo que esas otras emociones", afirma. "Creo que el cinismo es un rasgo más que se desarrolla a partir de otros factores que tienen un impacto en las enfermedades coronarias", señala Mirta Laham.

Lo que sí se sabe, dicen los expertos, es que las conductas no saludables como fumar, comer mal y no hacer ejercicio -que pueden ser resultado de muchas emociones- son factores establecidos que conducen a enfermedades cardiovasculares

... ... ...

Napoleón Bonaparte (apodado en su tiempo por: “El petit Cabró”).

2 comentarios:

Anónimo dijo...

En la segunda guerra mundial, los alemanes tenían una medalla, la cruz de hierro, la cual se llevaba prendida en el uniforme a la altura del corazón. Habían varios niveles de la medalla, (2ª clase, primera clase, etc..) siendo uno de los más altos el de la cruz de caballero, que se llevaba colgada pomposamente en el cuello a la vista de todo el mundo.

Esta medalla se otorgaba a la tropa por actos de extremo valor. Para los oficiales, se les otorgaba en caso de haber liderado con exito misiones consideradas muy difíciles o casi imposibles.

Esto provocó que muchos oficiales ansiaran tener la deseada cruz de caballero a cualquier precio. Incluyendo el sacrificar sin miramientos las vidas de sus propios hombres en carnicerías sin sentido. Cuando un oficial mostraba tales actitudes, la gente de su entorno decía que dicho oficial tenía "dolor de cuello". (ya que no podían "abrigarlo" adecuadamente al faltarles dicha medalla)

Me parece a mi que en muchos casos, el problema no es el cinismo, si no que hay mucho político con ganas de que les cuelguen una medallita del partido en forma de ascenso o promoción como cabeza de lista o cargo preferencial y por ello tienen "dolor de cuello", como demuestra el hecho de que están dispuestos a pasar por encima de todo y de todos para conseguir sus viles objetivos y tejemanejes.

Aldeano dijo...

Excelente explicacion, totalmente de acuerdo.